A partir del 15 de enero de 2015, los proveedores de las administraciones públicas deben presentar sus facturas en formato electrónico.

A partir del 15 de enero de 2015, los proveedores de las administraciones públicas deben presentar sus facturas en formato electrónico.

A partir del 15 de enero de 2015 , las empresas deberán facturar a la Administración General del Estado a través de una única plataforma digital: FACe. La sustitución de las facturas tradicionales por las electrónicas implica un ahorro en tiempo del 80% y de 3,48 euros por unidad. Las administraciones locales y autonómicas pueden adherirse gratuitamente al Punto General de Entrada de Facturas Electrónicas.
FACe, el punto único de facturación

Todas las facturas que se presenten a la AGE se tramitarán únicamente a través del Punto General de Entrada de Facturas Electrónicas (FACe), una plataforma ‘online’ que permite presentar cargos ante cualquier órgano estatal y ante las múltiples administraciones regionales y locales que se están adhiriendo a este sistema.

Además del envío, la plataforma digital permite a las empresas consultar el estado de sus facturas, localizar los códigos de identificación del organismo receptor, obtener ayuda y descargar el programa informático gratuito que facilita la conexión automática con FACe.

 

 

El formato admitido por la plataforma es FACTURAE (http://www.facturae.es/), concretamente las versiones 3.2. y 3.2.1.

Los proveedores podrán presentar sus facturas en FACe de dos formas:

a)      A  través del portal face.gob.es

b)      Mediante una interfaz de servicios web para el envío automático de las facturas desde sus sistemas de gestión económica.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies